Últimos temas
» Apareciendo por PRIMERA VEZ
Lun Oct 31, 2016 7:14 pm por Pequeña Sombría

» Ficha de Pequeña Sombría
Sáb Oct 29, 2016 2:11 pm por Pequeña Sombría

» Ficha de Pequeña Moteada
Vie Oct 28, 2016 3:53 pm por Estrella Torcida

» Wanna fight with darkness? // Beatlepaw's ID
Vie Oct 28, 2016 3:48 pm por Estrella Torcida

» Mi primer NPC's
Jue Oct 27, 2016 8:36 pm por Pequeña Sombría

» Historias de Un Nuevo Amanecer
Lun Oct 24, 2016 10:00 pm por Brizna del Amanecer

» Afiliación Elite ~ Luna Creciente
Jue Oct 20, 2016 2:54 pm por Invitado

» Avisos sobre Historias de un Nuevo Amanecer
Lun Oct 17, 2016 8:10 pm por Brizna del Amanecer

» Historias de un Nuevo Amanecer (Linea Tormentosa)
Lun Oct 17, 2016 8:06 pm por Brizna del Amanecer

» Beso, abrazo o patada [JUEGO]
Vie Oct 14, 2016 6:46 am por Zarpa de Escarabajo

Afiliados del Foro
Afiliados hermanos 1/5
Directorios y Recursos
Afiliados Élite 18/??
subir imagen

Historias de Un Nuevo Amanecer

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Historias de Un Nuevo Amanecer

Mensaje por Brizna del Amanecer el Lun Ago 22, 2016 4:41 pm

Lamento mucho no haber subido ningún mensaje hasta ahora, la vuelta de Vacaciones fue muy complicada, pero aquí les traigo la siguiente parte de la saga “Historias de un Nuevo Amanecer”
avatar
Mensajes : 27

Fecha de inscripción : 08/11/2015

Localización : Territorio del Clan del Viento

http://escama-morada.deviantart.com/
Curandero
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

4. Un Vistazo al Pasado

Mensaje por Brizna del Amanecer el Lun Ago 22, 2016 5:02 pm

Era la primera Luna Llena que Zarpa del Amanecer era Aprendiz. Ella estaba emocionada, sabía que ahora como Aprendiz podría ir a la reunión que se celebraba en Los Cuatro Arboles cada Luna Llena en donde se reunían representantes de cada Clan (Aprendices, Curanderos, Reinas, Veteranos, etc; menos los Cachorros) en una tregua que se daba solo esa noche.


Zarpa del Amanecer llegó al campamento con su exitosa caza, dos ratones y un conejo. Debió verse bastante cómica porque llevaba el conejo colgado en su espalda. Pero no le importaban las apariencias, ese conejo era bastante grande y las opciones eran: A. Dejarlo tapado con tierra para que se le olvidara y se llenara de gusanos. O B. llevarlo en su lomo con mucha dignidad.

Cuando entró al Campamento notó que algunas miradas risueñas se giraban hacía ella y se dio cuenta de que realmente sí le importaba la reacción de sus compañeros. Pero no era vergüenza lo que sentía, sino alegría por los otros, ¡los había hecho reír!, eso le gustaba.

Solo por diversión fingió tropezarse con la oreja del conejo y escuchó como los gatos se ponían a reír, eso sí que valía la pena.
Zarpa del Amanecer depositó las presas en el Montón de Carne Fresca y decidió elegir unas presas para los Veteranos, ella siempre hacía ese trabajo aunque no se lo pidieran. De vez en cuando algún Aprendiz se quejaba de que ella no los dejaba alimentar a los ancianos, pero luego la Aprendiz gris platinada les respondía “¿Acaso quieren hacerlo tú?” y con eso se quedaban callados por un rato.

Estaba eligiendo la última presa cuando algo se tiró sobre ella clavándole sus garras fuertemente en su espalda.

Instintivamente rodó sobre su lomo, pero el animal no se soltó entonces miró a su alrededor rápidamente y vio un tronco caído cerca de ella. Flectó las patas y ladeó el cuerpo como si fuera a rodar sobre si y sintió como el gato se preparaba para soportar el giro clavando sus garras en el pelaje de Zarpa del Amanecer, pero para el desconcierto de su atácate ella salió a plena carrera hacia el lado contrario alternando las patas y en el último segundo clavó sus garras al duro suelo para mandar volando a su oponente dejándolo chocara contra el tronco caído que estaba a una cola de distancia, lo cual evitó que se pudiera girar en el aire.

Maullidos de aprobación y alegría se oyeron por todo el Claro, pero Zarpa del Amanecer no les prestó mucha importancia, ella seguía viendo a su atacante esperando a ver su siguiente movimiento.
La voz de Estrella de Lirio sonó antes de que Zarpa Escurridiza se pudiera levantar.

- ¡Ya es suficiente! –dijo su Líder y Mentor.

Zarpa del Amanecer se giró y se sentó enrollando su cola alrededor de sus patas en una postura solemne. Su cara no mostraba nada más que respeto y la chispa de la vida (obviamente).

- Zarpa Escurridiza estuviste muy bien, te agarraste firmemente y si no fuera porque solo te di la orden de mantenerte sobre Zarpa del Amanecer de lo más seguro la habrías echo trisas.

Zarpa Escurridiza ronroneó de felicidad por los halagos del Líder, pero él no era el único que quería hablar, Pluma de Roble que estaba junto al Líder dijo:

- Hiciste muy bien al prepararte contra la rodada sobre el lomo clavando más firmemente las garras y girando el cuerpo junto al de Zarpa del Amanecer, pero pudiste haber previsto su movimiento con el tic que tuvo en la oreja tu compañera antes de girar, eso te habría dado la oportunidad de ver a tu alrededor y buscar las posibilidades de un ataque como el que Zarpa del Amanecer ocupó. Si me lo permites Estrella de Lirio, fue un poco obvia la dirección del ataque de Zarpa del Amanecer, sin la necesidad de mirarla de frente podría haber previsto el movimiento que ocuparía.

- ¡Pero no era tan fácil! –Se excusó Zarpa Escurridiza- ese era un movimiento completamente NUEVO, jamás había escuchado hablar de él.

- Es cierto que era un movimiento nuevo e ingenioso –coincidió Pluma de Roble guiñándole un ojo con afecto a Zarpa del Amanecer lo que hizo que la Aprendiz sintiera que ardía por dentro-, pero eso no cambia el hecho de que debes ser más rápida, ¡tú conoces a tu hermana adoptiva!, ella siempre hace cosas por ese estilo.

Zarpa Escurridiza bajó las orejas entre apenada y furiosa.

Estrella de León siguió con la conversación.

- Zarpa del Amanecer es cierto lo que dijo Pluma de Roble sobre tu tic de la oreja, pero hubieron más errores aún. –Zarpa del Amanecer sintió el frio de nuevo dentro de ella, ya venía la “Crítica Constructiva”, pero nada delató sus sentimientos igual que con el alago de Pluma de Roble.

- Si esta hubiera sido una pelea verdadera de lo más seguro te habrían destrozado. –Empezó su Mentor- Primero tu primera reacción fue rodar sobre tu lomo cuando sabías que no servía de nada con tú oponente por sus garras bien encajadas.

>Segundo, cuando te diste cuenta pensaste muy lento, en ese momento ya te podría haber matado tu contrincante con una mordida en la Columna Vertebral.

>Tercero, si no hubieras estado sola tus ojos te habrían delatado y ese otro gato podría prevenir a tu atacante. ¡Debes mirar a tu alrededor con más discreción!, y si quieres hacer muchos movimientos como ese debes estudiar tu entorno antes de pelear o al menos hacerte una idea de cómo están repartidas las cosas.


Estrella de León la miró molesto y ella asintió respetuosamente sintiéndose por dentro triste, no era la primera vez que esto ocurría.

Todo empezó el día anterior a su primera clase de Lucha, estaba comiendo con Zarpa Escurridiza y Estrella de León llamó a su hermana adoptiva, Zarpa del Amanecer no le prestó mucha atención debido que estaba comiéndose el tordo más sabroso de toda su vida, la estación de Las Hojas Verdes había tratado muy bien al Clan del Viento.

Sin darse cuenta unas garras se clavaron en su espalda y ella calló bajo el peso, le costó mucho parase y cuando por fin lo logró intentó girarse, pero no lo hizo bien y calló humillada bajo Zarpa Escurridiza. Todo el claro se rio de ella, hasta Estrella de León, quien se disculpó posteriormente.

La siguiente vez no fue mucho mejor y la que le siguió tampoco y así hasta ese día en el que por fin se la sacó de encima.

- Lo lamento mucho –dijo Zarpa del Amanecer arrepentida, pero digna- no volverá a pasar –luego con más energía- para la próxima vez arreglaré mis errores y no fallaré.

- Muy bien –dijo Estrella de León dedicándole una sonrisa- te has ganado los halagos.

>Realmente fue muy ingenioso y original tirarla por el aire. Y la pista falsa que le diste al fingir rodar sobre tu espalda habría engañado hasta al más talentoso Aprendiz, tal vez si lo perfeccionas puedas engañar a un Guerrero también.

Maullidos de aprobación sonaron por todo el Claro y cuando por fin se apagaron el Líder dijo:

- ¿Zarpa Escurridiza y Zarpa del Amanecer se han ganado el derecho a asistir a la ceremonia de esta noche? –preguntó el Líder a los congregados.

Maullidos de aprobación sonaron por todas partes.

- Entonces así será –anunció el Líder del Clan del Viento.

Pluma de Roble asintió con la cabeza en señal de aprobación.

Estrella de León dijo quienes iban a asistir también aquella noche y de a poco se fue dispersando el tumulto de gatos que rodeaban el centro del Claro y Zarpa del Amanecer entusiasmada entregó un par de conejos a los Veteranos.
avatar
Mensajes : 27

Fecha de inscripción : 08/11/2015

Localización : Territorio del Clan del Viento

http://escama-morada.deviantart.com/
Curandero
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

5. La Primera Asamblea

Mensaje por Brizna del Amanecer el Lun Sep 26, 2016 5:25 pm

Pasó un tiempo y luego partieron hacia los Cuatro Arboles en donde pararon en lo alto de una loma que llevaba a la hondonada en donde se encontraban los cuatro viejos robles que representaban a cada uno de los Cuatro Clanes que regían el bosque.

Ella miró asombrada la cantidad de gatos que se habían reunido. Pero lo que más le asombro no fue eso, sino que ellos eran solo representantes, y que habían aún más gatos dentro de cada Clan. De solo pensar en la cantidad de gatos que abrían en los Cuatro Arboles si todos los Clanes trajeran a cada uno de sus integrantes se sintió mareada.

Estrella de León hizo un movimiento con la cola que le indicó a sus gatos que podían bajar, y Zarpa del Amanecer decidió bajar junto a Cola de Abedul porque no quería arriesgarse a que callera por su cuerpo inestablemente ladeado.

Zarpa del Amanecer siguió a Cola de Abedul hasta un grupo de gatos que intuyó que eran los otros Curanderos.

- Hola Musgo Gris, -saludó con mucha calidez a un Curandero menor que él de pelaje gris humo con unos vivos ojos verde oscuro- ¿Cómo te encuentras gato loco?, ¿Cómo te ha tratado esta Estación de las Hojas Nuevas?

- Muy bien Cola de Abedul –dijo chocando su cabeza con la del veterano moteado-, cada vez hay más presas en el Territorio del Clan de las Sombras.

- Pero las inundaciones no han dejado que las Plantas Medicinales crezcan grandes y fuertes lo que no es tan bueno –dijo un Aprendiz de la misma edad de Zarpa del Amanecer con aburrimiento.
El Aprendiz era un atigrado marrón, tenía la punta de la cola, las patas, el hocico y el cuello de color blanco. Zarpa del Amanecer jamás había visto un gato con manchas como esas (en tan buen orden), pero lo que más le llamó la atención de ese Aprendiz eran sus ojos celestes que parecían emanar luz propia.

- ¡Eso es horrible! –dijo una joven gata de unas 13 lunas, parda clara y unos preciosos ojos azules.

- Estoy de acuerdo –coincidió Cola de Abedul-, Musgo Gris si necesitas plantas medicinales en mi guarida siempre hay suficientes como para darte.

- En el Clan del Trueno también podrás encontrar ayuda –agregó rápidamente la parda clara.

- Muchas gracias, -dijo con mucha gratitud el Curandero del Clan de las Sombras- ni yo ni mi Clan olvidarán vuestra ayuda.

Cola de Abedul se quedó mirando extrañado a la gata parda de ojos azules.

- ¿Dónde está Tronco de Castaño, Zarpa de Flora?

- Ya no soy Zarpa de Flora, ahora soy Flora –dijo Flora con los ojos llenos de dolor- Tronco de Castaño murió después de la anterior reunión de Curanderos… La Neumonía estaba muy avanzada y él insistió en ir de todas formas…, antes de que llegáramos al campamento tuvo su primera decaída y después de una semana… -Flora bajó la cabeza adolorida y una Aprendiz negra como la noche se pegó a su lado para consolarla- no pude hacer nada… -dijo destrozada.

- ¿Por qué no nos lo dijiste Flora? –dijo con los ojos llenos de dolor Cola de Abedul.

Zarpa del Amanecer se puso a su lado para darle apoyo. Él ya estaba muy débil como para soportar solo esos fuertes sentimientos.

Cola de Abedul aceptó el apoyo de la Aprendiz gris platinada.

- Ya se fue uno –logró decir Musgo Gris-, ¿Qué nos deparará a nosotros?

- No lo sé –dijo Cola de Abedul-, parece que nuestro tiempo se está acabando.

Zarpa del Amanecer miró interrogativa a Cola de Abedul ¿”Nuestro Tiempo”?

- Cola de Abedul, Tronco de Castaño, Pluma Suave y yo fuimos Aprendices juntos. –le explicó el Curandero del Clan de la Sombra al ver la expresión confusa de la Aprendiz.

A Zarpa del Amanecer se le pusieron los ojos como platos, pero no dijo nada porque sabía que no tenía derecho a entrar en esa conversación.

El olor a gatos del Clan del Río voló por el aire hasta llegar a Zarpa del Amanecer, quien no pudo evitar girarse para ver como llegaban los lustrosos gatos a los Cuatro Arboles.

- Hablando de Líder del Clan del León, -dijo Musgo Gris divertido- ¡Ahí viene Pluma Suave!

Una gata color crema de pelaje largo y ojos color avellana llegó al grupo de los Curanderos.

- ¡Pluma Suave!, que gusto verte.
Todos los Curanderos rodearon saludaron a la Curandera del Clan del Río.

- Ya sé que todos me adoran, pero denme espacio por favor, la mezcla de olores es espantosa –dijo risueña la Pluma Suave.

Los Curanderos antes de que se dispersaran sonó la llamada de Estrella de Sauce.

Todos los gatos se dieron la vuelta y algunos hasta se acomodaron para escuchar mejor a la Líder del Clan de la Sombra.

- Esta estación de las Hojas Nuevas ha traído una gran inundación al Clan de la Sombra,
-empezó a decir la Líder gris atigrada de ojos ámbar verdoso- nuestros Guerreros ha tenido que sufrir mucho para atrapar a las escurridizas presas que se encuentran en nuestro Territorio. Pero no creáis que esto ha debilitado a nuestro Clan, todo lo contrario, cuando el agua baje tendremos más presas que nunca y el Clan de la Sombra subsistirá. Entonces a pesar de que nuestro Clan se encuentra débil actualmente a penas baje el agua seremos los más fuertes del bosque, y si llegaran a atentar contra nuestra seguridad no duden a que los aplastaremos.

- Gracias por la advertencia Estrella de Sauce, -dijo el Líder blanco con ojos ámbar del Clan del Trueno, Estrella Ambarina- estoy seguro de que ninguno de nuestros guerreros no pensarían en algo en su contra. Por nuestro lado el Clan del Trueno ha sufrido muchas pérdidas: nuestro Lugarteniente, -a pesar de que hablaba con firmeza nadie podía ignorar el rostro de dolor y cansancio que portaba el Líder- Garra de Petirrojo, murió en una pelea contra una manada de perros que atacó nuestro Campamento, él peleó con valor, pero no fue suficiente como para evitar el fatídico final. Tronco de Castaño también falleció gracias a una Neumonía ya avanzada.

> Por otro lado –su mirada se alegró un poco- he nombrado a Garra Tormentosa, mi hija, como la nueva Lugarteniente del Clan del Trueno, y Zarpa del Flora fue hasta Piedra Luna y el Clan Estelar la nombró Curandera del Clan del Trueno adquiriendo su nombre de Curandera, Flora. –muchos gatos se giraron para felicitar a las nueva Lugarteniente y Curandera.

> Sufrimos mucho por la pérdida de dos tan grandes compañeros y amigos, pero debemos ver hacia delante y observar cómo surge y es guiada la nueva generación de Guerreros por estos jóvenes que hoy portan el nombre de no solo Lugarteniente y Curandera, sino Aprendices, Guerreros, Reinas y Veteranos.

Maullidos de aprobación sonaron por toda la hondonada, pero cuando Zarpa del Amanecer vio a su alrededor no pudo ignorar que algunos gatos tenían el rostro ensombrecido de dolor.

- Lamentamos muchos sus pérdidas Estrella Ambarina y esperamos que Garra de Petirrojo y Tronco de Castaño se encuentren cazando con el Clan Estelar. -empezó Estrella de Azor, un atigrado marrón claro de ojos verde claro y pelo largo, y el Líder del Clan del Río- Por nuestro lado, el Clan del Río se encuentra nuevamente fuerte gracias a la descongelación del río, nuevos cachorros han nacido y hemos nombrado Aprendices a Zarpa de Rocío y Zarpa Torrentosa, nuevamente nuestro clan vuelve a crecer y su futuro se ve brillante.

De las gargantas de los gatos de Clan del Río sonaron maullidos de triunfo y aprobación.

Estrella de León silenció a todos con un potente maullido.

- Las presas del Territorio Clan del Viento se encuentran despertando y de a poco estamos recuperando nuestras fuerzas y por eso mismo el hemos nombrado Aprendices a los cachorros de Espiga Soleada, además de que nombramos Guerrero a Pata Torcida. Nuestro Clan se vuelve cada vez más fuerte entonces cuídense las espaldas porque si nos provocan no dudaremos en atacar.

Bufidos de indignación y furia sonaron por todo los Cuatro Arboles, Zarpa del Amanecer se pegó a Cola de Abedul asustada, pero este le susurró a la oreja:

- Tranquila pequeña Amanecer, todo ya va a pasar.

Eso la tranquilizó y la hizo sentir más segura haciéndole creer por unos instantes que se encontraba dentro de la maternidad junto a los cálidos cuerpos de sus Hermanos Adoptivos y Espiga Soleada.

Estrella de León hizo caso omiso a las miradas llenas de furia de los gatos de los Clanes rivales, bajó de la Gran Roca y llamó a sus gatos para emprender la vuelta.

Entremedio de los cuerpos de los gatos en movimiento Zarpa del Amanecer pudo ver como Garra de Piedra –el Lugarteniente gris oscuro de ojos ámbar- compartía unas palabras con Estrella de Sauce, pero esto no lo pudo entender, ¿estaban despidiéndose o intercambiando amenazas?. Esto último era una tontería, Garra de
Piedra
no era un gato peleador, o eso creía ella.

- ¡¡Fue maravilloso Zarpa del Amanecer!!, lo único que lo hubiera hecho mejor es que tú estuvieras con migo -dijo Zarpa Escurridiza rompiendo sus pensamientos.

Zarpa del Amanecer se giró justo cuando ambos gatos se separaban y vio el fino rostro blanco atigrado de su Hermana Adoptiva.

- ¿En dónde estabas? –dijo inquisitivamente.

Zarpa del Amanecer no respondió, en su mente rondaban millones de recuerdos sobre lo vivido en esa noche, los Líderes, los Aprendices, Reinas, Curanderos, Lugartenientes, Veteranos, todos, todos conviviendo juntos como un gran Clan, eso sí que era un lindo sueño.
avatar
Mensajes : 27

Fecha de inscripción : 08/11/2015

Localización : Territorio del Clan del Viento

http://escama-morada.deviantart.com/
Curandero
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Encuentro en el Atardecer

Mensaje por Brizna del Amanecer el Lun Oct 24, 2016 10:00 pm

- Zarpa del Amanecer, no esperes que el golpe alcance a tu oponente, has que suceda –dijo con su potente voz Estrella de León.

- ¡Pero es muy difícil!, ¿Cómo esperas que acierte un golpe si mi oponente no para de cambiar de posición?

La Aprendiz gris plata estaba con su Mentor -Estrella de León- cerca del Mirador -el cual era uno de sus lugares favoritos de todo el Territorio del Clan del Viento ya que se podían ver todo el Manto de Plata desde él aunque no estaba muy convencida de que esos puntitos brillantes fueran gatos muertos en realidad- haciendo una clase de Lucha.

El Líder se movía con una gran destreza sin menguar su paso en ningún momento, por mientras que Zarpa del Amanecer trataba de taclearlo o de darle un zarpazo con las garras envainadas.

- Mantén tu mirada en mí, predice mis movimientos –le dijo su mentor.

- ¡No puedo! –grita la Aprendiz cargando su peso sobre las ancas para dar un salto y caer sobre Estrella de León, o al menos eso le hubiera gustado.

Estrella de León la esquiva sin ningún problema y aprovechado que ella se encontraba tirada en el suelo la inmoviliza.

- Si dices que no lo lograrás con menos motivo vas a triunfar. –Dice soltándola bruscamente, luego la mira de frente visiblemente molesto- Ahora levántate, la lección ha terminado.

La Aprendiz platinada escupe el polvo que había tragado en el combate.

- La próxima lección será de casa -le dice fría mente Estrella de León a su Aprendiz- entonces descansa bien, necesitarás todas tus fuerzas para mañana.

Esa era la forma que tenía él de decir “Descansa”.

Zarpa del Amanecer asintió y ambos gatos emprendieron el camino de vuelta al Campamento.


Al entrar al campamento sintió como un gran peso caía sobre su cabeza.

- ¡Zarpa del Amanecer!, ¡Zarpa del Amanecer! –repetía su aplastadora.

- ¿Qué pasa Zarpa Escurridiza? –dice la platinada con dificultad ya que su cabeza se encontraba bajo su Hermana Adoptiva.

La atigrada blanca con amarillo acerca su cabeza para que Zarpa del Amanecer la escuche.

- Cola de Abedul te necesita hermanita. –Dice ella.

La joven gata gris plata se revuelve bajo su hermana para sacársela de encima, si Cola de Abedul la necesitaba tenía que ir lo antes posible.

Zarpa Escurridiza la deja pararse y con una mirada de nostalgia ve cómo se aleja su Hermana ya que ella jamás había la considerado algo distinto a eso, sin importar cuántas veces la Aprendiz gris le recordara el hecho de que no compartían la mima sangre.


- Zarpa del Amanecer, que gusto verte… -dice el Curandero desde su lecho al verla llegar.

Esta no le presta atención y empieza a buscar Diente de León de las reservas. El veterano moteado no se había levantado de su lecho en todo el día –de eso se dio cuenta al llegar puesto que no había ni una sola huella fresca de gato alrededor de su lecho- y debía de estar sufriendo unos dolores espantosos de musculatura por la inactividad, además del de los de huesos que ya poseía por la Osteoporosis.

Cuando tuvo un gran montón empezó a extraer el jugo de su interior dejándolo gotear sobre el muslo derecho de Cola de Abedul para luego esparcirlo con un masaje sanador y luego seguir con el siguiente miembro.

Cuando ya hubo terminado su trabajo, el Veterano le dijo con los ojos todavía serrados de puro placer.

- Que gusto que hayas llegado Zarpa del Amanecer.

- Puede ser que no sea Curandera pero se cómo apaciguar el dolor de un musculo atrofiado –dice la Aprendiz, “Aunque no pueda curar la raíz del problema” agrega para si misma.

- Hoy amanecí con un dolor espantoso en los huesos que no me ha permitido moverme. –Comentó el Curandero del Clan del Viento con despreocupación, pero luego la mira con su penetrante mirada ambarina

- Necesito que me hagas un favor enorme. Hoy debía de juntarme con Musgo Gris para darle unas plantas que él me pidió en la Asamblea. Debo encontrarme con él al anochecer en la frontera con el Clan de la Sombra, cerca del Sendero Atronador. Pero debido al dolor no puedo, entonces necesito que las lleves tú ahora.

La Aprendiz se quedó paralizada al oír eso, era un gran trabajo el que le estaba asignando Cola de Abedul, pero más que nada tenía miedo de caminar sola bajo el atardecer.

Ella sabía que era un miedo injustificado el terror a ese momento del día teniendo en cuenta de que amaba el amanecer y en este había perdido a su familia y por poco su vida. Pero ver como todo se oscurecía y lentamente se alzaba la fría esfera blanca la ponía nerviosa, y el ver como todo se sumía en la oscuridad lentamente la aterraba de frentón.

- E-e-está bien –dice ella procurando no temblar demasiado.

El Veterano Curandero la mira con ternura evocando recuerdos de su infancia probablemente.

- La plantas se encuentran ahí, -apunta con la cola un montículo de plantas bastante oloroso- probablemente tendrás que hacer más de un par de viajes entonces te recomiendo empezar ya.

La Aprendiz asiente y tomando un gran bocado de hojas, ramas y bolas de musgo, se aleja de la Guarida del Curandero del Clan del Viento.


Estaba extremadamente mareada cunado llegó por cuarta he última vez al punto de encuentro.

Cola de Abedul había recolectado Nébeda, Menta y Lavanda de los jardines de Dos Patas en la periferia del Clan del Viento, y ella tuvo la mala suerte de tomarlas todas al mismo tiempo.

En ese punto se encontraba caminado de cabeza sobre un lago de hojas moradas con gatos voladores que revoloteaban como moscas a su alrededor.

Dentro de lo poco de lucidez que poseía identificó el punto de encuentro y escupió las hojas de penetrantes olores con fuertes arcadas y uno que otro tosido.

- ¿Estás bien? –dice un gato que aparece de entre las altas (muy altas) malezas mecidas por la corriente.

Era un gato de su edad, de pelaje oscuro con unas manchas negras que le rodeaban todo el cuerpo como un halo pedregoso.

- No estoy bien –responde la grisácea de mal humor- he inalado mucha Nébeda y ni siquiera sé si eres de verdad.


- Ha…, entonces…, -hace una pausa para pensar el Aprendiz oscuro complicado- podrías adentrarte en tu territorio para buscar un arroyo donde puedas tomar un poco de agua, tal vez eso te ayude.

- Si trato de tomar agua de lo más seguro me caeré y moriré ahogada –esa frase fue demasiado larga, necesitaba respirar, todo se estaba volviendo oscuro.

- Cierto… -dice el Aprendiz.

Con su último intento de no desmallarse lo mira de frente al rostro.

“Que brillantes son su ojos azules” pensó antes de sumirse en la oscuridad con un sordo golpe.
avatar
Mensajes : 27

Fecha de inscripción : 08/11/2015

Localización : Territorio del Clan del Viento

http://escama-morada.deviantart.com/
Curandero
Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Historias de Un Nuevo Amanecer

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.